Obsecuente

Del término latino obsequens que significa condescendiente es de donde procede el actual concepto de obsecuente. Un adjetivo este que es utilizado, ante todo, para definir a toda aquella persona que se caracteriza por ser sumisa o complaciente con respecto a otra.De este modo también se puede decir que dicha palabra es posible que sea usada para de manera despectiva definir, por ejemplo, a un trabajador muy concreto: “este empleado es obsecuente hasta límites insospechados con respecto a sus más directos superiores”.Por el contrario, de otra forma, este concepto tiene su lado más positivo ya que en otras ocasiones se emplea para intentar expresar que una persona no sólo se caracteriza porque es disciplinada sino también muy cumplidora con respecto a las funciones y tareas que tiene a su cargo.No obstante, un hombre o una mujer obsecuente no sólo lo es con respecto a otro ser humano sino que también lo puede ser hacia una ideología determinada, religión o principios de carácter político. En estos casos, el concepto se presenta más como una sumisión.Y es que así queda establecido si tomamos como punto de partida el otro origen del término que nos ocupa: obsecuencia, que etimológicamente procede de la palabra obsequentia que viene a definirse como condescendencia.

Origen: Concepto de obsecuente – Definición en DeConceptos.com

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: